Noticias

LA RUTA CIHUA COATL

En Busca Del Sendero Sagrado

Magical Mystery Tours ofrece experiencias únicas para todas aquellas personas que se atrevan a contratar sus servicios. Sus rutas de exploración están diseñadas para ofrecer lo que su eslogan promueve: aventuras mágico misteriosas. Con ese fin, un profesor, un historiador, un coleccionista y yo decidimos tomar la “Ruta Cihua-Coatl”, un sendero sagrado en medio del bosque, utilizado por una cultura milenaria para llevar a cabo extraños rituales.
Todo parece indicar que hace miles de años un selecto grupo de iniciados escogió este lugar alejado y oculto de la selva, lejos de las miradas de los curiosos, para llevar a cabo ceremonias secretas. Estas ceremonias secretas se llevaban a cabo en diferentes etapas del sendero sagrado (las fotografías que veremos así lo dan a entender) y culminaban con una ceremonia especial al final del camino. Por si no fuese poca la emoción que conllevaba el penetrar en este mundo lleno de misterio, se sumaba el hecho que para llegar a este lugar el iniciado debía atravesar un bosque, bordear enormes farallones, cruzar manantiales y seguir la corriente de riachuelos que daban lugar a preciosas cascadas. Se nos prometía contemplar una belleza espectacular, lugares fascinantes para el deleite de los ojos. Valía pues la pena arriesgarse en esta aventura.
Advertidos así de la topografía de la zona y de los fascinantes accidentes naturales que la conformaban, dispusimos partir una preciosa mañana hacia esa región especifica de Nicaragua localizada a unos 100 kms de la capital (la zona esta oculta y no ha sido aún explorada ni estudiada científicamente por las autoridades Nicaraguenses).
Eramos pues un pequeño grupo de 4 expedicionarios que sin amedrentarnos ante las imponentes y gigantescas rocas, ni a los peligros que conlleva adentrarse a un ambiente selvático, decidimos dejarnos llevar por la magia y el encanto de esta travesía, y así como lo hicieron los primeros iniciados de antaño, partimos con la esperanza de encontrar ese camino que nos condujera por la ruta sagrada.

 

No hay ninguna descripción de la foto disponible.

Sin Perder La Esperanza

Ya habíamos avanzado una buena distancia, y aun no dábamos con ningún indicio de algo que nos indicara la entrada hacia el sendero sagrado.
Buscábamos incesantemente por todos lados. Buscábamos en las rocas, en los farallones y en cualquier oquedad que nos pareciera extraña. Buscábamos marcas, señales, cualquier cosa que rompiera de forma rara con el entorno natural del ambiente. Pero no encontrábamos nada. Sin embargo, a medida que avanzábamos en nuestra búsqueda, notábamos cómo el panorama empezaba a cambiar dramáticamente. Se notaba que a lo largo de miles de años, el vulcanismo, la lluvia, los agentes hidráulicos y eólicos y otros elementos de la naturaleza habían moldeado el entorno transformándolo en una singular belleza.
La fauna y la flora de la zona era típica de un bosque semi seco tropical. Estos tipos de bosques son considerados frágiles debido a su lenta capacidad regenerativa y a la deforestación por causas naturales y humanas. Aún con todo, estos bosques son de gran importancia en términos de biodiversidad, endemismo, diversidad de animales y diversidad funcional en sus ecosistemas.
Por otro lado, los principales rasgos geomorfólogicos de la zona y la estratigrafia predominante la constituían rocas de formación volcánica terciaria originadas durante el plioceno, litológicamente constituidas por ignimbrita dacítica, tobas, aglomerado, basaltos y andesita, así como sedimentos del cuaternario formados a partir de la desintegración mecánica y química de las rocas, a eso había que sumarle los agentes erosivos y los materiales aluviales y coluviales.
Aún no encontrábamos ninguna señal que nos indicara que el camino era el correcto, pero al menos nuestra búsqueda se veía reconfortada por la exótica belleza del lugar.
No hay ninguna descripción de la foto disponible.
Puede ser una imagen de 2 personas
Puede ser una imagen de 1 persona

Al Fin Una Señal

La espiral es uno de los símbolos más antiguos del planeta y se encuentra esparcida en todos los continentes, habiendo jugado un papel fundamental desde su aparición en el arte megalítico. Por eso nos causó gran alegría cuando en una parte de la quebrada, enroscada como una serpiente, apareciera aquel símbolo petroglífico omnipresente en el arte americano.
El desgaste en la roca dura, que parece ser el resultado del tiempo y del clima, nos daba la idea de una gran antigüedad.
Ahora las preguntas flotaban en el ambiente. Que hacía ese “símbolo” en ese lugar?. Cual era su significado?. Cuando y por quien o quienes fue hecho?. Sabemos que entre las culturas azteca, maya e inca hay divinidades estrechamente relacionadas con dicho símbolo.
Después descubriríamos que este símbolo no era mas que el primero de muchos más “mensajes” que fuimos encontrando a lo largo de la ruta y que revelaban al final algo que nos dejó a todos perplejos. Pero eso sería adelantarme a los acontecimientos.
La espiral rotaba en sentido inverso, contrario al movimiento de las manecillas de un reloj. En seguida nos pusimos a elucubrar. Se trataba de un giro descendente-ascendente?. El fin de un ciclo y el nacimiento de otro?. Acaso los iniciados comenzaban aquí un recorrido donde debían morir a un estado para nacer a otro, regenerándose una vez más en el proceso cósmico en el que participaban conjuntamente todos los astros?. Era este un símbolo de comunicación entre el plano terrestre y el mas allá?. Estaría asociado su significado con lo religioso, lo esotérico, o simplemente se trataba de algo mas mundano?.
Cualquier significado que quisiéramos darle a este símbolo, desde una figura neutral y abstracta hasta símbolo de lo infinito y eterno, no hacía mas que corroborar el hecho de que nos encontrábamos ante una figura geométrica que por el momento encerraba un gran misterio para nosotros.
Allí estaba la espiral esculpida en la dura roca simbolizando el movimiento, la rotación, el equilibrio de las fuerzas. Descubrir ese símbolo nos dio la suficiente prueba de que estábamos en el camino correcto. Habíamos encontrado la ruta sagrada. La verdadera aventura apenas comenzaba.

La Escritura En La Roca.

Después de la alegría que nos causó el descubrimiento de la espiral, a la que tomamos como una llave de entrada al sendero sagrado, nuestros sentidos comenzaron a agudizarse. Desaceleramos la marcha para observar con más cuidado el entorno. De pronto, observamos una abertura entre las rocas, como si fuese la entrada de una pequeña caverna. Con gran emoción nos dispusimos a explorarla. Entramos por turnos, ya que la abertura era pequeña y solo permitía el ingreso de una persona a la vez. Cuando me tocó el turno y accedí al interior de ella quedé impactado con lo que vi. Frente a mí tenia una especie de “escritura” que no se asemejaba en nada a lo que yo hubiera visto antes en mi vida. La escritura estaba esculpida sobre la vertical de una roca, casi a ras del suelo, y para verla, la persona debe colocarse en cuclillas o de rodillas. Pareciera que fue escrita para que el o los iniciados asumieran esa posición, puesto que es imposible estar erguido.
No sé si sea correcto llamar “escritura” a esos extraños “símbolos”, ya que todo ello escapaba más allá de mi comprensión. Lo que hasta el día de hoy sabemos es que el arte rupestre de Nicaragua comprende tanto petroglífos, como petroglífos pintados, y pinturas rupestres. Se han reportado en nuestro país arte rupestre pintado en colores predominantes como el rojo, pero también se han notado en otros lugares el azul, negro, verde y blanco. Lo cierto es que mientras no se hagan estudios químicos o de fechado de radiocarbono en la pigmentación de estos petroglifos, no sabremos a ciencia cierta cuando fueron pintados.
De lo que sí estaba seguro es que ante mí tenía un “mensaje” dejado allí hace miles de años por unos seres inteligentes, y aunque en este momento no lo entendamos, seguramente que sí hubo una época en que fue entendible.
Y nuevamente surgieron las interrogantes. Se trataba de algún mensaje relacionado con Tlaloc dios de la lluvia? (la presencia de abundante agua en el lugar es indudable). Quizás todo era parte del culto a Cihua-Coatl, muy venerada en la zona en que nos encontrábamos, o tal vez una plegaria invocando la protección de Tepeyollotl, el dios de las cavernas, los ecos y los terremotos. Tampoco descartábamos la posibilidad de que se tratara de alguna advertencia para alejar a los curiosos, una especie de maldición que recaería sobre los profanos que osaran continuar mas allá de este punto. Hicimos una larga pausa tratando de dilucidar este problema y tomar finalmente una decisión. Debíamos proseguir la marcha superando el temor ante lo desconocido?, o dábamos por terminada la aventura y regresábamos a casa?.

Un Lugar Mágico

Me hubiera lamentado toda mi vida si hubiésemos tomado la decisión de no continuar nuestro viaje por la senda sagrada. Ya que unos metros adelante de donde habíamos encontrado el mensaje en la roca se abria ante nosotros un espectáculo de hermosura sin igual. Las fotografías que acompañan este relato apenas retratan palidamente la belleza del lugar. Uno tiene que estar allí y vivirlo.
El ambiente esta rodeado de absoluta paz y tranquilidad, un pedazo puro de paraíso terrenal. Además, se siente una especie de energía y vibración constante en el ambiente. Pareciera como si corrientes magnéticas recorrieran por debajo de la superficie de este lugar. Quizás las enormes rocas ígneas, al sufrir fricciones a lo largo de millones de años liberan esta energía por todo la zona. Será que lo sabían esos seres y por eso utilizaban este lugar como un centro energético de equilibrio y purificación que les ayudaba a transformar el entorno y la mente?. Era por eso que necesitaban un lugar aislado?. Era esta un área de meditación donde los iniciados encontraban el perfecto equilibrio, liberando así su espíritu y fusionándose con todo el universo?.
Es bien sabido que el hombre precolombino amaba, respetaba y valoraba la naturaleza, pues la consideraba como dadora de vida y toda su cosmogonía se centraba en ella y en sus muchas manifestaciones.
Otra de las razones por la que debieron escoger este lugar apartado debió ser el elemento agua. Acaso para lavar los utensilios de la ceremonia o la sangre de los sacrificios?. Sería que aquí se llevaban a cabo sumersiones o bautizos especiales?. Era aquí donde iniciaban (o finalizaban) los rituales?. Se trataba en realidad este lugar de un centro ceremonial?. No lo sé, porque estar aquí no es de saber, si no de sentir. La magia de este lugar es increíble.
Disfrutábamos de esa belleza y conversábamos de lo que había sido hasta ese momento nuestra aventura cuando de pronto alguien del grupo lanzó un grito, como para advertirnos a que corriéramos a ver lo que había encontrado. Lo que vimos a continuación nos dejó a todos perplejos y no se necesitaba ser un experto o erudito en el tema para comprender que lo que estábamos viendo frente a nosotros era algo sumamente perturbador.

Un Extraño Ser

Un figura antropomorfa emergía esculpida en la pared de una roca. Se trataba de un ser que vestía una túnica larga que le cubría desde el cuello hasta los pies, (un sacerdote tal vez?). De su cabeza sobresalen un par de “antenas”. En su mano derecha sostiene una cuerda de la que cuelga una cabeza humana. El brazo izquierdo lo flexiona en angulo hacia arriba mientras sostiene con su mano lo que parece ser otra cabeza pero mas pequeña. También notamos que en el lugar algunas rocas fueron horadadas para darles formas de “tazones” y en otras partes hicieron “canales” para que el agua cayera en un lugar específico. Este extraño petroglífo y los que posteriormente comenzaron a aparecer refuerzan la idea de que este lugar estaba concebido para que se llevaran a cabo rituales secretos. Se trataba en realidad de sacrificios humanos? Y si así era para quién, y para qué?, o se trataba de algo que iba mas allá de lo que al inicio suponíamos, algo mas allá de lo terrenal? es decir, algo de allá arriba? de las estrellas?. El siguiente petroglífo que encontraríamos nos revelaría que sí y que la conexión de estos seres iba mas allá del planeta tierra, trasladándose incluso hasta las estrellas.

Arrojando Una Luz Al Misterio

Uno de los petroglifos más enigmáticos y que ofrece singulares detalles al observarlo es el que se presenta en estas 2 fotografías. Para tratar de comprenderlo tendremos que echar mano de lo que se ha podido investigar y descubrir hasta el día de hoy. Aún con todo serán solo especulaciones, interpretaciones atrevidas de un pasado oscuro y borroso de nuestra historia, ya que este petroglífo no tiene comparación con ningún otro descubierto en todo el territorio mesoamericano.
Observamos primero 7 círculos divididos en 4 partes iguales. Si multiplicamos las 4 partes por 7 nos da un total de 28, que es lo que comprende un ciclo lunar, es decir 7 días repartidos en 4 semanas.
Según creían nuestros antepasados, antes de la era actual hubo otras 4 eras (o soles), cada una de las cuales fue destruida por grandes cataclismos. El Primer Sol era conocido como 4 tigre (Nahui Ocelotl), el Segundo Sol fue 4 viento (Nahui Ehecatl). Este ciclo terminó destruido por las tormentas y con los hombres convertidos en monos. El Tercer Sol fue conocido como 4 lluvia (Nahui Quiahuitl). El Cuarto Sol se llamó 4 agua (Nahui Atl) y terminó cuando el mundo fue destruido por un gran diluvio. El Quinto Sol es en el que estamos viviendo ahora y se llama 4 movimiento (Nahui Ollin). Se llama así por que se mueve, es decir, sigue un camino (recuerden la espiral que descubrimos al inicio de la senda sagrada). Al final del Cuarto Sol hubo otro cataclismo y los dioses decidieron reunirse nuevamente en Teotihuacán para crear un nuevo sol. Allí, uno de ellos se arrojó al fuego y se convirtió en Sol. Otro de ellos hizo lo mismo y se convirtió en Luna y finalmente todos los dioses hubieron de sacrificarse para que el sol se moviera y hubieran días y noches. De este sacrificio de los dioses se derivaba la obligación que tenían todos los hombres de proporcionar alimento al sol con su sangre. Por eso el sacrificio humano no debe verse como algo cruel e inhumano, sino que se ofrendaba el corazón de las víctimas para hacer posible la continuación del mundo.
Una vez cada 52 años, nuestros antepasados realizaban una ceremonia especial llamada “La Danza Del Fuego Nuevo” para asegurar el movimiento del cosmos y el renacimiento del sol. Este ciclo de 52 años empezaba cuando las Pléyades cruzaban el cenit del cielo a medianoche (esto ocurre en la actualidad entre el 19 y el 20 de noviembre). Unos días antes de que las Pléyades se alinearan con el sol y pasaran por el centro del cielo, todos los moradores en Mesoamerica, incluyendo los de nuestro territorio, apagaban todos los fuegos y se retiraban a vivir en chozas comiendo solo alimentos crudos. Cuando el pueblo, sumido en las tinieblas de la noche miraban en lo alto las Pléyades, prorrumpían de alegría porque el mundo no se habría de acabar y procedían a encender un fuego en la cumbre de una pirámide o de una montaña dando inicio a la ceremonia del Fuego Nuevo. Esta era la ceremonia más importante del calendario y participaban todos los pueblos del Anahuac.
Tenemos entonces en este petroglífo un claro conocimiento astrológico por parte de nuestros antepasados, basándose en las observaciones que ellos realizaban del sol, la luna y las estrellas. En 1507 fue la última celebración del Fuego Nuevo. Ese día, al salir el sol, el cataclismo llegó y el gran Imperio Azteca sucumbió.

Una Invitación

[email protected], gracias por acompañarme en este viaje mágico misterioso. Luego de leer estos relatos y de ver las fotografías, cada quien siéntase libre de hacer las interpretaciones que desee. Pero en lo que todos debemos estar de acuerdo es que debemos proteger, valorar, y apreciar la herencia plasmada en estos sitios arqueológicos que son parte de nuestro patrimonio nacional. Rescatar la información que podamos desprender de ellos nos ayudará a fortalecer nuestra identidad como nación. Por tal motivo Radio 1 Adventure y Magical Mystery Tours les invitan a explorar “La Ruta Cihua-Coatl” o alguna otra ruta especial, diseñadas todas para ofrecerte aventuras mágico misteriosas. Si quieres unirte en esta aventura prepárate porque partimos este mes. Si estas interesado o interesada envíanos un   mensaje al # de whatsapp 78152090 o escribe a [email protected] Tu aventura comienza justo en el momento en que entres en contacto con nosotros. Recuerda que hace miles de años este lugar era considerado MUY IMPORTANTE para estos seres. Esos seres eran tus antepasados. Y todo aquel que sienta en su pecho el orgullo de sentirse Nicaragüense y que ame este país, debería interesarse por el origen de esta raza, tu raza, tu pueblo conocido en esta tierra como NICARAGUA.
Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × cuatro =